5 términos básicos que todo inversionista inmobiliario debe conocer


Cuando se trata de manejar inversiones en bienes raíces, las palabras del empresario Peter Lynch siempre son ciertas: “Sepa lo que posee y sepa por qué lo posee”.

Ya sea que esté comprando su primera propiedad de inversión o la número 50, comprender las áreas críticas que los inversionistas experimentados utilizan todos los días, puede ayudarlo a tomar una decisión más sólida.


Aquí es donde debe comenzar. La verdad es que una inversión en bienes raíces solo es tan buena como los números que ha logrado. También, es importante recordar que existen muchos matices en este tipo de inversiones.


Los inversionistas que buscan invertir en propiedades en San Pedro Garza García deberían estar más enfocados en el potencial de apreciación del precio de la vivienda que en el rendimiento, ya que los precios han aumentado más rápido en esta ciudad que en la mayoría de los estados.

Por ejemplo, los precios en la Zona Valle han aumentado un 40 hasta un 110 por ciento según un estudio de El Financiero.  La razón: el crecimiento de la demanda.

Las personas quieren vivir en San Pedro Garza García y esto es lo que está provocando incrementos en el precio de la plusvalía.


Pero antes de que pueda comenzar a evaluar lo que quiere de su inversión, necesita conocer estos cinco términos de bienes raíces.


Preventa

Es la venta de propiedades y desarrollos proyectados antes de que inicie formalmente su construcción. Por lo general, con esta modalidad los desarrolladores inmobiliarios ofrecen facilidades de pago o descuentos, dependiendo de la etapa en la que se encuentre el desarrollo.


Costo Anual Total

El Costo Anual Total de un crédito hipotecario es una unidad de medida que sirve para conocer cuánto costará un crédito durante todo el plazo. Además, es un dato que permite comparar diferentes hipotecas. Incluye la tasa de interés nominal, las comisiones que pagarás por apertura del crédito y la administración de este, así como los seguros que estarás obligado a contratar junto con el crédito.

El CAT no incluye los gastos notariales ni los impuestos que se generen por la adquisición del inmueble, o el avalúo. Estos serán una carga para tu cartera y su importe varía.


Tasa de Capitalización

El agente de bienes raíces lo suele mencionar para que lo tenga en cuenta si desea vender o rentar la propiedad en un futuro. Se trata de un cálculo de riesgo comercial que se lleva a cabo al invertir en una vivienda, indicando los gastos que se realizan al adquirirla. Cuanto más alta sea esta tasa, más rentabilidad tiene la residencia como objeto de valor.


Tasa Interna de Retorno

Es el rendimiento del capital que un inversionista obtiene de manera anual. Su cálculo permite saber si un proyecto es viable o es preferible ver opciones más cómodas y seguras. Por lo general, cuando se trata de bienes raíces, el inversionista espera una T.I.R mínima de entre el 25 y 50 por ciento anual, dependiendo del proyecto.


La prioridad al momento de invertir en bienes raíces es elegir la opción que mayores beneficios económicos genere a largo plazo, pero también, verificar de que la empresa inmobiliaria con la que se realiza el proceso de compraventa, sea una desarrolladora confiable y con experiencia; ya que esto garantiza -de cierto modo-, que el capital a invertir estará seguro y generará rendimientos con el paso del tiempo.


Inversión a largo plazo no líquida

Lo primero que debe considerar en las inversiones en bienes raíces es que éstas no son líquidas y generan rendimiento a mediano y largo plazo. Un inversionista puede tener cinco propiedades que juntas suman 10 millones de pesos, pero cuyos rendimientos se verán reflejados en un periodo promedio que va de cinco a ocho años.


Se recomienda invertir en un portafolio de negocios conservador que dé liquidez: 30% en inversión no líquida, 30% en inversión especulativa y 30% en inversión a renta variable. Traduciéndolo en números, si tenemos un capital de 10 millones de pesos, se puede arrancar el negocio con tres millones de pesos.


La verdad es que nadie tiene la fórmula secreta para invertir con éxito en bienes raíces, pero mejorar su educación financiera, profundizar en la dinámica del mercado local y comprender las tarifas específicas de la propiedad, como impuestos y seguros, puede darle una ventaja en el juego de bienes raíces.


En Arada, creamos proyectos inmobiliarios con el objetivo de asegurar el patrimonio de nuestros clientes. Sabemos que invertir en bienes raíces es definitivamente una buena idea, ya que, ofrece una combinación única de seguridad y grandes probabilidades de altas ganancias en forma de plusvalía.

Invertir en bienes raíces puede generar un ingreso pasivo continuo, y puede ser una buena inversión a largo plazo cuando el valor de la propiedad aumente exponencialmente con el tiempo. Incluso puede usarlo como parte de su estrategia general para comenzar a crear riqueza. Lo invitamos a acercarse a nuestro equipo de asesores para conocer más.

2 vistas
logo.png

MAPA DEL SITIO

CONTACTO

ÚNETE

logowhite.png